viernes, 23 de abril de 2010

IX JORGEADA: Tramo Almudévar-Huesca (23/04/2010)

Pese a que ayer noche al recoger las acreditaciones en la Plaza del Pilar chispeaba, hoy no ha caído ni una gota en todo el trayecto. Tras el viaje en autocar y olisquear los chorizos y longanizas a la brasa en el campo de fútbol de Almudévar, dejo la mochila y comienzo a correr junto a la Coliseum. Los kilómetros no están marcados, me tengo que fiar de las sensaciones para calcular si el ritmo es conveniente; espero bajar de 2h. pero no tengo ni idea de lo que me puede costar hacer casi 20 kms., con subidas y bajadas. Voy pasando andarines. Creo que he empezado demasiado deprisa, aunque voy a gusto. Primero por pista, después un tramo de campo a través por el que tuve que ir con ciudado; ya con la Hoya de Huesca a la vista, vuelve la pista; se cruza la autovía, y tras un corto tramo de asfalto, vuelve la pista junto a PLHUS y Walqa; algunos repechos que se hacen duros ( los peores momentos, efectivamente debo haber ido demasiado "alegre") y vuelta a la carretera para entrar ya en el casco urbano de Huesca (concesionario de coches, supermercado, ¡cuantas rotondas! ¡qué larga esta recta!...). Justo antes del Hospital, corta rampa hacia el cerro de San Jorge. Ahora parece que voy mejor y no me queda "ná". A mitad de subida perdí las marcas y fui hacia la llegada,...de las carreras populares de San Jorge de Huesca. Tiempo en mi cronómetro: 1h. 32' 40'' (o es el correcto, o se me paró el reloj). La hoja de ruta marca 19 kms. 390 mts. , pero intuyo algo menos por el tiempo empleado. Parece que no he ido mal, aunque he tenido mis momentos de pensar "que narices hago yo aquí". Para llegar a la ermita y hacerme la foto tuve que subir varias escaleras después de casi rodearla, no encontraba las marcas.

domingo, 18 de abril de 2010

TUCA DE GALLINERO 2.728 mts. (18/04/2010)

Participantes:
Jesús y Oscar.
Fecha y meteo.:
18/04/2010; sol y calor en el ascenso; niebla en la cima; sol y nubes en la bajada.
Duración:
2h. 10’ a la cima; 4h. 20’ la ruta total.
Desnivel y longitud:
816 mts. a la cima.
Dificultad:
pendientes fuertes.

Con previsiones meteorológicas inciertas pero mucha fe, nos fuimos para Cerler, Jesús con esquís de travesía y yo con las nuevas raquetas. Tras un viaje en el que chispeó en algún tramo, aparcamos en El Ampriu con sol encima nuestro y sobre la Tuca de Gallinero. Altitud: 1.912 mts.Comenzamos a caminar por la pista del Ampriu, con la extraña visión de la estación de esquí abandonada. Se nos adelantó otro esquiador que ascendía a toda máquina hacia el collado este bajo la Tuca. Ya había varias personas allí arriba. Nosotros a buen ritmo pero más lento, fuimos ascendiendo siguiendo a tramos varias pistas y acortando fuera de ellas a veces. Empezaron a asomar los Montes Malditos; a ratos se veía el Perdiguero, aunque las nubes comenzaban a tapar algunas cimas de alrededor. Las últimas palas antes del collado son bastante empinadas y Jesús empezó a ser víctima de “zuecos” en su esquí izquierdo, lo que dificultaba su progresión. El día estaba radiante, el calor apretaba. Tras tomar agua en el collado, nos dirigimos en principio hacia el final de la telesilla, hasta que Jesús decidió tirar más directamente hacia la cima, por una ladera bastante empinada por la que costaba trabajo la progresión. Más a Jesús que a mí, por los malditos zuecos. Con gran esfuerzo, alcanzamos el cordal a pocos metros de la cima, en la que tres esquiadores habían llegado desde El Molino. En total, invertimos 2h. 10’ desde el aparcamiento. Altitud: 2.728 mts.
Las nubes habían ido subiendo desde el valle. Al llegar arriba aún se podía contemplar el Macizo de la Maladeta. Al rato, la niebla comenzó a envolvernos. Pese a ello, la temperatura se mantuvo agradable. Almorzamos. Llegaron varios grupos de esquiadores que ante la nula visión emprendieron pronto el regreso. Nosotros esperamos por si aclaraba, pero como no fue así, iniciamos el regreso junto con una última esquiadora. Por las primeras palas, muy inclinadas, el descenso me fue dificultoso; Jesús me iba esperando. Pronto salimos de la niebla y el calor volvió a apretar, aunque el cielo estaba nublado. Tras el collado, una última pala fuerte y el resto del trayecto ya fue más fácil. Una uña mal cortada me hizo ver las estrellas el tramo final, pues rozaba y hería a su compañero. Tras casi chafar a un par de sapos copulando sobre la nieve, volvimos a estar junto a las taquillas. En total, 4h. 20’. Estupenda excursión.



lunes, 12 de abril de 2010

CASTILLO DE SAMITIER desde Mesón de Ligüerre (10/04/10)

Participantes:
Ana y Oscar.
Fecha y meteo.:
10/04/2010; totalmente soleado y bastante calor; airecillo agradable en el descenso.
Duración:
45’ a Samitier; 1h. 30’ al Castillo; 3h. 15’ la ruta total.
Desnivel y longitud:
185 mts. a Samitier; 463 mts. al Castillo; 525 mts. la ruta total.
Dificultad:
ninguna.

La idea original era caminar un poco desde Samitier hasta su castillo; pero para hacer un poquito más “de pierna”, dejamos el coche en Mesón de Ligüerre y alargamos la ruta con el tramo de GR que une las dos localidades. Altitud: 460 mts. El día, espléndido, más calor de lo esperado.
Tras titubear un poco, encontramos las señales del GR en la carretera que une Mesón de Ligüerre con Ligüerre. Al poco la abandona para encarar una corta pendiente de losas de roca. Después la cosa se suaviza y seguimos ascendiendo moderadamente hasta terminar de remontar una loma. Descendimos unos metros y un suavísimo ascenso entre matorral, encinas y robles nos llevó hasta las inmediaciones de Samitier. En los últimos metros se combinan caminos vecinales y sendero. A los 45’ llegamos junto a las primeras casas de Samitier. Ana era víctima de la inactividad en cuanto el camino se empinaba, y el ritmo que llevamos fue tranquilo. Abandonamos el GR y nos dirigimos hacia la derecha, a una pequeña plaza con fuente junto a la iglesia. Desde allí, indicado con carteles, nace una pista en mal estado hacia la ermita de Santa Waldesca, y a la de San Emeterio y San Celedonio, situada junto al castillo. Tras no tomar una pista a la derecha (viejísimo y apenas legible cartel), pasamos junto a una explotación ganadera y seguimos, tomando en una bifurcación la pista de la derecha. En varias lazados nos situamos bajo la primera de las ermitas, pequeña y bien reconstruida. La visitamos brevemente. Un par de familias nos acompañaban. Siguiendo la pista, al poco el camino se desvía a la izquierda (mojón) para bordear una loma, pudiendo ver ya nuestro destino, al que llegamos en 1h. 30’. Altitud: 861 mts. Buenas vistas de Mediano, Las Tres Sorores, Peña Montañesa y el Entremón.





El descenso lo hicimos por el mismo camino, el sol pegaba fuerte, y agradecimos un airecillo que se levantó. Se notó la cuesta abajo, pues se nos hizo corto y rápido. Al final, invertimos en total 3h. 15’ en completar el recorrido.
NOTA:
Muy recomendable para ir con críos, personas poco habituadas ( y para que Alberto se reinicie o Paco se desapoltrone, aunque no hay bar arriba y la cerveza la tendrá que cargar, eso sí, con ir desde Samitier ya vale,...)