sábado, 27 de agosto de 2011

LA MUNIA (3.133 mts.) desde Piedramula (27/08/11)

Participantes: Miguel Angel y Oscar.

Fecha y tiempo: 27/08/2011; día soleado pero fresco al inicio; fueron apareciendo nubes de evolución.

Duración: 3h. 55’ a La Munia; 5h. 07’ a Sierra Morena. Ruta total de 9h.

Desnivel y longitud: 1.459 mts. a La Munia; 1.538 mts. a Sierra Morena. Total: 1.617 mts. y 18,8 kms.

Dificultad: cresta no muy expuesta pero aérea y algo delicada, con trepadas. Paso del gato (II+).

Pasado Chisagüés avanzamos por la pista con la idea de aparcar en la explanada a 1.700 mts. . La pista está en peor estado que hace unos años, con bastantes surcos. Altitud de inicio: 1.687 mts.

Comenzamos a ascender por pista el fuerte repecho que lleva a la Fuente de Petramula. El inicio de la senda a los Ibones de la Munia está marcado con un cartel. Avanzamos por el buen sendero que remonta los praderíos. Adelantamos a un par de montañeros de Monzón que van al Robiñera y, a buen ritmo y tras un último tramo pedregoso, nos plantamos en el Collado de las Puertas. Hacía fresco en la humbría pero tomamos un tentempié. Reanudamos la marcha bordeando los Ibones de la Munia por la derecha. Los mojones nos iban guiando, el sendero a veces se desdibujaba un poco. Tras dejar atrás los lagos la senda se empinó de nuevo bastante para buscar el Collado de La Munia, a los pies de su cresta oeste. Un trío de catalanes se estaba preparando para las trepadas, recogiendo los bastones. Hicimos lo mismo, bebimos y salimos tras ellos. Siguiendo los hitos, al inicio transitamos por la vertiente de Tromouse. Íbamos más pendientes de los hitos que de nuestros antecesores, que varias veces tuvieron que recular unos metros. Tras avanzar por el filo y por la vertiente de Barrosa, pasamos bajo una ventana y nos plantamos a los pies del renombrado Paso del Gato. Empotrando manos y pies en la fisura de la izquierda, se pasó sin problemas, con mejor o peor estilo. Como no da al abismo, no pasamos apuros. Tras esto, tuvimos que remontar una chimenea en la que hubo que estirarse. Después se acabaron las trepadas propiamente dichas. El resto fue un avance por tramos de cresta con varios pasos aéreos aunque no difíciles, y algún trozo de camino evitando el filo por la vertiente de Barrosa, con pasos en los que hay que ayudarse de las manos. No es una cresta difícil ni expuesta, pero larga, entretenida, algo aérea e incómoda. Tras pasar una antecima, hollábamos la cima de La Munia a las 3h. 55’. Altitud: 3.133 mts.Almorzamos y propuse continuar hasta Sierra Morena. Miguel aceptó y tras avanzar por una cresta no difícil pero de cortantes lajas de pizarra, pisábamos La Pequeña Munia ( 3.096 mts.), una cima secundaria. Después la cresta se convierte en una ancha loma pedregosa por la que bajamos al Col de Pager Chapelle y que asciende tras un fuerte repecho al Sierra Morena (3.090 mts.). Habíamos invertido casi 5h. 10’ desde el inicio.

Nos asomamos al muro que la separa del Tromouse. Después reculamos hasta La Munia y proseguimos el regreso seguidos por una pareja que había llegado en nuestra ausencia. Nos cruzamos con un grupo de franceses, dos adultos y varios niños, provistos de cascos y arneses. Seguimos los hitos fielmente para evitar sorpresas, pero a veces hay variantes. Un poco antes del Paso del Gato nos dimos cuenta que a la subida habíamos cresteado por el filo unos metros evitables por la vertiente de Barrosa. El descenso de la chimenea fue fácil buscando bien las presas. La pareja nos pasó mientras comparábamos el itinerario de ida y el de regreso, de manera que descendieron por la laja antes, agarrados una corta cuerda que han puesto en la ranura, y que no usamos (al menos yo) en la subida. Al descender sí lo hicimos, no nos complicamos la vida. Observamos al trío catalán y a la pareja que tras el Paso del Gato descendían directamente a los lagos sin pasar por el Collado. Nosotros, siguiendo unos hitos, hicimos lo mismo. Es un terreno pedregoso y bastante empinado, pero deslizando bajamos bien y más directamente. Enlazamos con el camino de subida y así hasta abajo. Habían surgido nubes pero hacía más calor. En total, 9h. de ruta.

Tuvimos que bajar a tres alemanes con mochilas como yo. Por lo que nos contó uno de ellos, “la chica tenía dolores de rodilla”. Total que el retorno en coche hasta Chisagüés se alargó, pues en cada surco grande teníamos que bajarnos para aligerar peso.

Las fotos, aquí,



3 comentarios:

  1. Con esta excursión hemos demostrado que ya podemos salir sin Jesús, aunque puede que sigamos saliendo con él ... probablemente.
    Por otra parte, en el enlace que pones Las fotos aquí, debería poner La foto aquí, ya que solo hay una. Con las ganas que tenía de verme superando el Paso del Gato.
    Espero ver el resto de las fotos próximamente. Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Ostias tu no seras el que salia el el chat de Emule hace unos años verdad?

    ResponderEliminar